Almacenamiento de vino, la guía definitiva para almacenar adecuadamente el vino

creado el durante

Almacenamiento de vino, la guía definitiva para almacenar adecuadamente el vino

Almacenamiento de vino

El correcto y óptimo almacenamiento del vino se puede resumir en cinco puntos. No todos los puntos son fáciles de cumplir, pero usted experimentará una gran diferencia si se esfuerza por almacenar sus vinos de la manera correcta, especialmente si la idea es guardarlos durante mucho tiempo. Las cinco reglas de oro son:

  1. El vino no debe exponerse a ningunas formas de vibraciones
  2. Mantenga una temperatura constante entre 10 y 16 C 
  3. La humedad debe quedarse entre el 50 y el 80 por ciento
  4. El vino debe tener la máxima protección contra la luz, preferiblemente oscuridad total
  5. El vino requiere una buena ventilación

La persona que tiene paciencia puede esperar sabores únicos del vino gracias al almacenamiento correcto. Además de la experiencia de sabor misma, también existe la gloriosa sensación de orgullo y alegría en el momento de abrir la botella del año de nacimiento de su hijo la que usted ha guardado para la confirmación, la celebración de un buen examen, la boda o aún la boda de la plata de su hijo. Sin embargo, este último requeriría un vino de oporto cuidadosamente seleccionado y, además, que su hijo nació en un año exitoso para su vino de oporto.

De esta manera es posible compartir experiencias únicas con las personas que le rodean. Básicamente, no es complicado guardar vino. En realidad, se trata de paz y tranquilidad.

Un buen almacenamiento de vino requiere un entorno tranquilo

Lo más importante en términos de almacenamiento de vino es estabilidad y tranquilidad. Por otra parte, el peor lugar en su hogar para guardar sus vinos es en la cocina por encima de los armarios donde sube el calor de la cocción y del refrigerador y donde vibraciones de los armarios que se abren y cierran pueden turbar el vino. Hoy en día la mayoría de los diseñadores de cocinas también lo saben.

Al almacenar vino, generalmente es importante que el vino experimente un mínimo de temblores. Por consiguiente, si usted vive al lado de un ferrocarril o en una casa flotante, vale la pena considerar si su colección de vinos debería almacenarse en otro lugar.

Su vino necesita la temperatura correcta

La óptima temperatura para la gran mayoría de vinos es entre los 12 y 16 grados C. A una temperatura alta su vino se desarrolla más rápidamente y viceversa a una temperatura baja. Menos 10 °C y más 35 °C son los extremos de temperatura donde el vino se daña por un almacenamiento prolongado.

Le ofrecemos vinotecas donde se puede almacenar sus vinos en dos zonas de temperatura. Es bueno si usted utiliza su vinoteca para tener listo el vino para servirlo directamente. De esta manera, sus vinos blancos, espumosos y rosados en las estantes superiores siempre están perfectamente templados, por ejemplo, a los 7 grados C cuando usted los necesite, mientras que el resto de sus vinos están en la parte inferior sacando provecho de una temperatura de 15 grados C.

Almacenamiento del vino a la humedad adecuada

Es bueno tener una humedad alta y una humedad ideal para vinos oscila entre los 65 y 75 por ciento. Si el entorno está demasiado seco, los corchos corren el riesgo de secarse permitiendo el oxígeno a entrar en la botella destruyendo el vino. El único inconveniente de la humedad alta es que las etiquetas corren el riesgo de volverse feas y, por lo tanto, las botellas son difíciles de vender. Un pequeño truco es rociar una capa de laca para el cabello sobre la etiqueta para protegerla.

Según DMI, el Instituto Nacional de Meteorología de Dinamarca, el valor medio de la humedad anual en Dinamarca oscila entre el 77 al 85 por ciento, lo que significa que básicamente no hay razón por preocuparse a menos que usted ponga sus vinos o su vinoteca en un ambiente inusualmente seco debido a la calefacción o similares. Si usted desea estar absolutamente seguro de poder controlar la humedad con precisión, hay vinotecas que le ofrece esta propiedad.

Y ahora, hablando de aire, el mayor enemigo del vino es el oxígeno en el aire. Si el corcho se seca y no cierra herméticamente la botella, usted corre el riesgo de que el oxígeno penetre en el vino lo que resulta en una descomposición del vino. Por lo tanto, se ponen las botellas acostadas durante un almacenamiento de largo plazo. Las botellas con tapas roscadas se pueden almacenar en cualquier posición.

El vino debe almacenarse estable en frío y oscuridad

Cuando se trata de vino, las mejores condiciones acerca del frío y de la oscuridad son equivalentes al clima de una cueva bajo una montaña. Por eso, tales condiciones son bastante raras, pero afortunadamente se puede resolverlo por otros medios. Además, el vino es más resistente de lo que tendemos a creer. ¡Así que no le preocupe, todo estará bien!

Si usted tiene acceso a una cámara, o incluso una cueva, usted está entre los afortunados que puedan organizar una verdadera bodega de vino con botelleros y todo lo demás. Alternativamente, usted pudiera considerar adquirir una vinoteca que le ofrece las condiciones de almacenamiento perfectas en sólo pocos metros cuadrados. Vienen en muchos tamaños y rangos de precios y lo que tienen en común es que le permiten almacenar sus vinos a una temperatura estable en su apartamento del quinto piso si esto hubiera su situación.

Sus botellas se guardan mejor en un lugar oscuro y por eso, a menudo es una buena idea guardar las botellas en su envase, tales como cajas de regalo, cajas de cartón o de madera, para proteger las botellas contra la luz.

Un pequeño comentario más sobre el almacenamiento para los mayores entusiastas del vino

Si usted ha leído todo hasta aquí, ahora obtendrá unas informaciones adicionales para el curioso amante del vino. Existen teorías sobre el almacenamiento de vino que hablan de la ventaja en guardar las botellas en una posición ligeramente inclinada de modo que tanto el vino como la burbuja de aire estén en contacto con el corcho. El corcho se mantiene húmedo, pero el aire que se expande y contrae debido a posibles fluctuaciones de temperatura penetra a través del corcho en lugar del vino.

Si la botella está en una posición completamente horizontal, la burbuja de aire está demasiado lejos del corcho en caso de un aumento de temperatura y en tal caso es el vino que penetre a través del corcho. Hay muchos ejemplos de este problema con vinos de postre que tienen sustancias azucaradas alrededor de la cápsula en la botella. Cuando la temperatura desciende, se crea un vacío en la botella y el oxígeno penetra a través del corcho. Como ya sabemos, el oxígeno es el enemigo del vino número uno y si el nivel de oxígeno en una botella se vuelve demasiado alto como resultado de grandes y frecuentes fluctuaciones de temperatura, puede ser muy dañoso.

La mayoría de los fabricantes de botelleros todavía desconocen esta teoría, sin embargo, si su bodega experimenta grandes fluctuaciones en la temperatura, o sean +/- 10 grados C, podría ser una buena idea colocar una pequeña cuña debajo del estante de vino para inclinarlo en el (nuevo) ángulo correcto.

Sin embargo, personalmente nunca he tenido problemas con botellas con fugas en mi bodega, si bien la temperatura puede oscilar 10 grados de verano a invierno. 

Le pido disculpa por la molestia. ¡Disfrute el almacenamiento de sus vinos esperando su posterior gozo!

 

 

 

Michael Kahr Jørgensen

Sommelier

 


No hay comentario(s)
Escriba sus comentarios

Haz como decenas de miles de otros amantes del vino..